9 datos que deberías saber antes de ponerte a dieta

9 datos que deberías saber antes de ponerte a dieta

Será que, ¿es posible bajar de peso durmiendo poco? ¿Qué es lo que engorda, comer rápido o lento? ¿Qué hay sobre comer delante de una pantalla? ¿Qué alimentos ayudan a adelgazar? ¿Cuál es el error común al pensar sobre el consumo de proteínas en una dieta? ¿Cómo se ve afectado el cerebro con respecto a nuestro peso corporal? En este artículo repasamos 9 estudios científicos que deberías tener en cuenta a la hora de comenzar un programa para bajar de peso.

Sueños quema grasa. Procura dormir bien. La Universidad de Chicago realizó un estudio que arrojó que mientras hacemos cualquier dieta para bajar de peso, dormir durante toda la noche ocasiona que quememos mayor cantidad de grasa que si pasamos una mala noche. Aunque perdemos el mismo peso tanto si solemos dormir 5 horas y media como 8 horas y media durante la noche, es verdad que la quema de grasa se reduce sólo a la mitad cuando hablamos del primer caso. Es decir, en ambos casos perdemos peso, pero sólo en el segundo caso es en el que quemamos grasa de manera óptima.

Beber agua. Bebe un vaso con agua antes de cada comida. Hacer esto te puede ayudar a perder peso y a combatir la obesidad, en caso de no estarlo todavía. Esto es lo se descubrió tras un ensayo clínico realizado durante un encuentro de la Sociedad Americana de Química (ACS por sus siglas en inglés).

Comer y navegar. Evita distraer tu atención en la tecnología mientras comes. Comer delante de la pantalla de un televisor, móvil, u ordenador, puede aumentar nuestro apetito a lo largo del día. Esto acabará por fomentar el sobrepeso. Este estudio fue publicado por la revista American Journal of Clinical Nutrition.

Los peligros de comer sólo proteínas. Evita las dietas de adelgazamiento enfocadas en sólo proteínas. No existen pruebas que soporten que una dieta alto contenido en proteínas ayude en la pérdida de peso. Además, el consumo prolongado de dietas pobres en carbohidratos y ricas en proteínas se relaciona con un aumento de la mortalidad. Por esta razón, La Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas desaconseja rotundamente aplicar este método.

Te puede interesar también: conocer más información sobre quemar grasa corporal.

Usar pimienta roja. Aplica un poco de pimienta roja a tus comidas. Richard Mattes es uno de los coautores de una investigación realizada por la Universidad de Purdue (U.S.A.), cuenta que consumir pimienta roja de Cayena puede «ayudar a reducir el apetito y a quemar más calorías de lo habitual después de cada comida, especialmente si no solemos consumir esta especia regularmente.»

Atención a las etiquetas. Acostúmbrate a llevar un conteo de las calorías que ingieres al día. Un estudio hecho en la Universidad Estatal de Washington, sugiere que leer las etiquetas de los alimentos que compramos nos ayuda a perder peso. Llevar este conteo es importante y es una de las cosas que ya vimos con el Dr. Charles en su programa Factor Quema Grasa.

Mejor pasar un poco de frío. Evita abusar de la calefacción. Según un estudio publicado por la revista Obesity Reviews, disminuir la exposición al frío reduce la necesidad de consumir energía para permanecer calientes y reduce la capacidad del cuerpo para producir calor. Por lo que se concluye que podría ser ésta la razón del incremento de obesidad en Reino Unido, Estados Unidos y otros países desarrollados.

Comer rápido o lento. Evita comer rápido. Según un estudio, comer rápido reduce la segregación de unas hormonas que generan la sensación de estar «llenos». Esta reducción nos llevaría a comer en exceso y, en consecuencia, a subir de peso.

Nuestro peso y la memoria. Pierde peso para mejorar tu rendimiento mental. Una investigación de la Universidad Kent State (U.S.A.), arrojó que cuando pierdes peso se mejora tu memoria y tu capacidad de concentración. Esto, sin duda, se correlaciona con otros factores que acompañan al sobrepeso: hipertensión, diabetes tipo 2, apnea del sueño, etc. que están vinculados con daños en el cerebro.

(Vía MuyInteresante) (Créditos de la imagen)

 

Conversasiones en Facebook

Comentarios